miércoles, 26 de noviembre de 2008

Imágenes para meditar seriamente

¿Icono sexual? ¿Venganza cósmica? ¿O simple mal gusto?

Sí es Sean Connery en Zardoz (74), un film de tintes futuristas que te hace cuestionar hasta qué punto el ser humano puede perder la dignidad por dinero...
Visto así, fuera de su contexto setentero, la imagen se me antoja como poco traumática.
En fin, este post supone un paso más dentro de mi personal escalada anti Connery. Más en próximas entregas.

2 comentarios:

carlos dijo...

La década de los setentas del siglo pasado fue una época de desastre estético... la imagen me lleva a constatar el punto extremo al que se llegó. Ni siquiera Sean Connery pudo librarse.

Agueda Torrado dijo...

indagaba... y me he topado con una imagen dantesta que pertubará mis sueños. La curiosidad mató a águeda